Temática

Conseguir una sociedad cohesionada, en la que todas las personas tengan posibilidades de acceder a un empleo de calidad que les permita realizar un itinerario vital digno, es una prioridad de la acción política del Gobierno Vasco. Y en esta tarea es fundamental contar con la participación de todos los agentes que operan en el ámbito del empleo: empresas, sindicatos, diputaciones, ayuntamientos y agencias de desarrollo, entidades del tercer sector, centros de formación, universidades… Con todos ellos queremos iniciar un proceso de debate y reflexión para construir el Sistema Vasco de Empleo.

La creación de un empleo inclusivo y de calidad es además uno de los principales objetivos del Departamento de Trabajo y Empleo del Gobierno Vasco y se encuentra alineada con el Objetivo 8,” Trabajo decente y crecimiento económico” de la Agenda 2030 de Naciones Unidas para el Desarrollo Sostenible, agenda global con la que Euskadi está claramente comprometida a través de la Agenda Euskadi Basque Country 2030.

A las dificultades habituales para esta tarea, nos encontramos en estos momentos con la situación de excepcionalidad provocada por la COVID19. Situación que, aun siendo pasajera, va a provocar efectos sobre el empleo que se dejarán notar durante un tiempo hasta ahora difícil de determinar, pero que nos obligan a reflexionar sobre algunas tendencias que ya se detectaban con anterioridad, pero que la situación actual obliga a plantearse con rapidez: la importancia del teletrabajo, la centralidad de los cuidados, la digitalización en todos los sectores productivos…Todo esto nos exige una tarea de innovación, porque ya no cabe gestionar lo que había sino transformar lo que hay; de diálogo, porque todos los retos exigen amplios consensos políticos y sociales si quieren perdurar; e igualdad, porque la salida de esta situación requiere un compromiso nítido de acortar las desigualdades entre hombres y mujeres y entre jóvenes y mayores, para que nadie quede atrás.

Por otro lado, la posibilidad de desarrollo de un itinerario vital digno, tiene que ver con el Empleo, y en muchas ocasiones también con otras circunstancias derivadas de la situación individual de cada una de las personas, y en este sentido es crucial el trabajo que hay que realizar con otros sistemas, como los servicios sociales, la educación o la sanidad.

Este III Congreso Internacional de Empleo se enmarca en un contexto crucial para el empleo en Euskadi. Por un lado, se enmarca dentro del proceso de reflexión que hemos iniciado para elaborar la Estrategia Vasca de Empleo 2030, una Estrategia que deberá definir las líneas de actuación y proyectos transformadores que Euskadi deberá poner en marcha para dar respuestas a los retos y oportunidades que sin duda se presentarán en un horizonte de cambio acelerado que tiene que ver tanto con las nuevas ocupaciones y competencias que se derivarán de la tecnologización que seguirá experimentando nuestra sociedad como con los nuevos esquemas de organización en las empresas y con la necesidad de seguir profundizando en la corresponsabilidad y la conciliación de la vida personal, familiar y laboral.

A lo largo de 7 sesiones de trabajo el III Congreso Internacional de Empleo analizará todas estas cuestiones desde la doble óptica del ejercicio prospectivo y de la identificación de soluciones, y posibilitará la generación de un espacio de diálogo e intercambio reflexivo que nos enriquecerá en la tarea de construir un Sistema de empleo, innovador, eficiente e inclusivo

En este sentido queremos que este Congreso, que por razones de la situación sanitaria deberá desarrollarse de forma híbrida presencial y telemática, incorpore dinámicas de interacción que permitan trabajar desde la óptica de la co-reflexión y la co-creación. Elementos sin duda indispensables para construir los consensos en los que necesariamente debemos apoyarnos para dar respuesta a estos importantísimos retos.